El Ciclo Indoor es una actividad adaptable a cualquier nivel de condición física. Pero ojo, pues podría resultar demasiado intenso para aquellas personas sedentarias, mayores o desentrenadas.

Por ello, se recomienda a aquellas personas que quieran empezar la práctica de Ciclo Indoor que se realicen previamente un chequeo médico.

Pero, ¿Qué es el Ciclo Indoor?

“Sobre una bicicleta estática, se realiza un trabajo predominantemente aeróbico no coreografiado de alta intensidad con una intervención muy elevada de los grupos musculares del tren inferior que conllevará un elevado gasto calórico. La clase está dirigida por un instructor que se encargará de conducir la sesión (al ritmo de la música) hacia los objetivos previamente establecidos” (Adaptación de Carlos Barbado)

RESUMEN DEL ARTÍCULO (SportLife nº 210 – 2016)

Un buen comienzo antes de ponerse a pedalear, es ajustarse correctamente en la bicicleta para conseguir una adecuada técnica de pedalada de manera que permita un aumento de la economía, disminuyendo el esfuerzo necesario para producir un mismo trabajo y evitar así una posible lesión o mala práctica.

Tenemos que ser conscientes del stress articular y muscular que produce el ciclismo debido a que su práctica consiste en movimientos muy repetitivos y en músculos muy específicos. Es por ello, que debemos dar la importancia que se merece a una buena posición y técnica, pues la prevención de lesiones es vital para el disfrute de sesiones de Ciclo Indoor.

La práctica de esta actividad puede ser una manera divertida y agradable de cumplir con los mínimos standarizados en cuanto a práctica de Actividad Física para la salud (Barbado, 2013).

Estas son algunas de las claves de su éxito:

Ejercicio cardiovascular de alta intensidad con una gran intervención de los grupos musculares del tren inferior.

Según diversos estudios, los métodos interválicos de alta intensidad como el CI son los más efectivos para conseguir importantes adaptaciones como el aumento del VO2máx, que entre otras cosas se relaciona con el incremento de la esperanza de vida.

Exigencia física adaptable a distintos niveles de condición física.

Bajo índice de lesión (poco estrés articular y muscular).

Individualidad dentro de una actividad grupal. Las cargas en CI son autoajustables en su intensidad.

Elevado gasto calórico.

Sencillez técnica.

La parte emocional, gracias al ritmo de la música e intervención del instructor.

Por otro lado, suele ser habitual cometer ciertos errores habituales en la actividad.

En el artículo se detalla cómo debemos ajustarnos en la bicicleta y se nombran los 10 errores más comunes que se dan en el Ciclo Indoor.

Gracias a Carlos Barbado, mi mentor dentro del Ciclismo Indoor, por su gran profesionalidad y su enorme implicación y dedicación.

Fuente Original: SportLife – Autor: Manu Jiménez – Foto: SportLife

 

 

[dt_sc_button type=”type1″ iconstyle=”no-icon” htext=”leer mas” link=”https://orbisfit.com/wp-content/uploads/2017/04/SL-210-errores-ciclismo.pdf” size=”medium” target=”_blank”]Leer errores del ciclismo[/dt_sc_button]

[dt_sc_button type=”type1″ iconstyle=”no-icon” htext=”leer mas” link=”http://www.sportlife.es/deportes/ciclismo/articulo/errores-ciclismo-indoor” size=”medium” target=”_blank”]Errores del ciclismo indoor[/dt_sc_button]